Image Personas realizando fila para abordar el avión Hércules de la FAB. / Foto APG

Después de habilitarse el paso para vehículos en el sector Puente Armas, de los Yungas de La Paz, que fue afectado por dos deslizamientos, los vuelos solidarios se suspendieron, logrando de trasladar a un total de 2.300 personas y más de 18 toneladas de ayuda humanitaria al norte paceño y al departamento del Beni.

"Anoche ha sido nuestro último vuelo, y bueno las personas ya van a poder desplazarse como antes, por sus medios", informó el ministro de Defensa, Javier Zabaleta.

Gracias a este beneficio y plan de contingencia del Gobierno Nacional, la población se transportó a los municipios Rurrenabaque, San Borja, Santa Ana e Ixiamas. Aclaró que la ayuda humanitaria no sólo se efectuó en estas zonas, sino también en otras regiones del país, que sufrieron afectaciones por las precipitaciones pluviales constantes.

"Hemos destinado, desde que ha empezado enero 52 toneladas de ayuda humanitaria a varios municipios (...), ha habido otros municipios que hemos estado atendiendo en Tarija, en Cochabamba, en Santa Cruz (…),tenemos 38 municipios en total que han tenido o están teniendo problemas", agregó. /// ggrd