Image Foto: BTV

El vicepresidente, Álvaro García Linera, inauguró el lunes, la unidad de hemodiálisis equipada del Centro “Virgen de Guadalupe” en el municipio tarijeño de Caraparí, Provincia de Gran Chaco, que beneficiará a 16 pacientes del lugar.

La sala de hemodiálisis está equipada con dos máquinas, dos sillones, y dotación de medicamentos, contó con una inversión de más de 954.000 bolivianos. “Hace 10 años, en toda Bolivia había solo cinco máquinas, hoy tenemos 295 máquinas, y en Caraparí dos”, manifestó la Autoridad.

García Linera, manifestó que los servicios básicos hoy son un derecho al igual que la salud. “El SUS significa que por el hecho de ser boliviano, tengo derecho a salud gratuita”, dijo García Linera.  

“Esta sala de hemodiálisis es gracias a la sensibilidad del Presidente Morales (…) trabajaremos con calidad y calidez”, dijo el alcalde de Caraparí, Wilman Peña. 

Desde 2006, se instalaron 295 máquinas de hemodiálisis y  39 plantas de tratamiento de aguas en todo el país en beneficio de 4.400 pacientes renales, que dializan en distintas unidades. Desde la gestión 2013, el tratamiento con hemodiálisis es gratuito, el Gobierno deroga 305 millones anuales en este beneficio.

Shf/