Image Río Taquiña en Cochabamba

El desborde del río Taquiña en el municipio de Tiquipaya en Cochabamba develó la existencia de varias viviendas construidas que no respetan la franja de seguridad de 25 metros y mucho menos la recomendación de expertos de dejar entre 100 y 150 metros. En ese sentido, el diputado Héctor Arce aseguró que existen algunas autoridades que incumplen con la ley al permitir la edificación de casas que no respetan las medidas de seguridad y que además afectan normas de un área protegida.

"Esta situación sucede en todo el país, las franjas de seguridad del caudal de ríos no son cumplidas ni respetadas. Tal es el caso de las viviendas ubicadas cerca del río Taquiña, que además afectan a terrenos del parque Tunari ubicado en la región metroplitana", sostuvo la autoridad.

Debido a la situación, el diputado manifestó que el Gobierno analiza la conformación de una delegación de competencias para cuidar la reserva natural del lugar, siendo que en pasados días el director del Servicio Nacional de Áreas Protegidas (Sernap) en Cochabamba, Alberto Terrazas, denunció que las edificaciones están a 10 y 30 metros de distancia del afluente, aunque la franja de seguridad en ese lugar es de 100 metros.

Terrazas aclaró que, en coordinación con la Alcaldía de Tiquipaya, notificaron a los propietarios para paralizar las obras que vulneran las normas debido a que están al borde del río Taquiña y ocupan terrenos del Parque Tunari, un área protegida.