Image Foto: YPFB

YPFB impulsa la reactivación económica de la región amazónica del país. Traslada a través de la hidrovía Ichilo-Mamoré 6,8 millones de litros de gasolina, diésel oíl y gas licuado de petróleo para abastecer a Trinidad, San Javier, San Pedro, Santa Ana del Yacuma, Puerto Siles, Santa Rosa, Rodríguez Avilés y Guayaramerín, frontera con Brasil. El uso de esta vía alterna por la que circulan barcazas de la estatal petrolera, abaratará costos de transporte.

“La Planta de Guayaramerín despacha un promedio mensual de 3,8 millones de litros de diésel oil, 2,8 millones de litros de gasolina especial, 240 mil litros de jet fuel, 25 mil de avgas (combustible de aviación de alto octanaje) y 240 mil kilos de gas licuado de petróleo con destino a las plantas de Cobija y Riberalta”, afirmó el distrital Comercial Amazónico, Mario Antezana.

El funcionario de la estatal petrolera agregó que, en época de lluvia, la logística fluvial representa la principal alternativa de abastecimiento de GLP, siendo ésta utilizada, en un 80%, para abastecer a las tres plantas del Distrito Comercial Amazónico (DCAM): Guayaramerín, Riberalta y Cobija. “El 75% de la logística de abastecimiento desde Guayaramerín llega a Riberalta y el 25% a Cobija”.

La travesía de las barcazas de la estatal petrolera y de la Armada comprenden el recorrido de aproximadamente 1.400 kilómetros. Comienza en Puerto Villarroel, Cochabamba, sigue a Trinidad para llegar luego a Guayaramerín, Beni. Esta vía alternativa de exportación de productos conectará al país con el Océano Atlántico.