Image

Transportistas del sindicato 27 de Julio agredieron este miércoles a personal de salud en Huanuni, cuando se disponían a ingresar al municipio para cumplir sus funciones, dichos ataques fueron porque la delegación contrato otro servicio de transporte para trasladarse a la localidad. Los galenos decidieron levantar una huelga de brazos caídos por falta de garantías.

“Nos trasladábamos de Oruro a la localidad de Huanuni, en el trajín al ingresar al municipio de Huanuni sufrimos una intervención de una movilidad, prácticamente de un sindicato que nos ha agredido, nos han pinchado las llantas en el minibús contratado que teníamos. (…) El personal de salud ha sufrido en esta ocasión agresiones verbales (afectando) psicológicamente”, relató el responsable de recursos humanos que acompañaba a la delegación, Iván Romero, en una entrevista con Bolivia TV.

Asimismo, Romero informó que el personal de salud cumplía todos las medidas de bioseguridad requeridas para trasladarse al municipio de Huanuni.

Sin las garantías necesarias para realizar su trabajo de atención a la población de Huanuni, el personal médico decidió ingresar en una huelga de brazos caídos. “Ha sido afectado el personal de salud, todo el personal de salud, incluido del hospital de segundo nivel San Martín de Porres, el Centro de Salud de Bartolina Sisa, y diferentes y diferentes puestos de salud, donde se ha determinado estar en una huelga de brazos caídos. Nosotros estamos pidiendo las garantías para desenvolver nuestras funciones que es la atención de calidad y calidez hacía la población”, manifestó Romero. 

RJC//