Image Cementerio de La Paz (Foto: Internet)

El Cementerio General por instrucción del alcalde de La Paz, Luis Revilla, abrirá sus puertas de 7.00 a 16.30 el 31 de octubre, 1 y 2 de noviembre para las celebraciones de Todos los Santos. Quienes visiten el camposanto deberán cumplir las medidas de bioseguridad y ciertas restricciones para evitar la propagación del coronavirus, conózcalas.

Martín Fabbri, director de Empresas Entidades y Servicio Públicos del Gobierno Autónomo Municipal de La Paz (Gamlp), habló con Bolivia Tv e instó a la población evitar apersonarse el 2 de noviembre para evitar las aglomeraciones. “La tradición señala que las almas también pueden ser recibidas en nuestros hogares”, añadió la autoridad.

De acuerdo a los mecanismos de bioseguridad dispuestos por el Gamlp, para ingresar al cementerio, las personas deberán pasar por cabinas de desinfección y medirse la temperatura. La población deberá portar obligatoriamente con barbijos quirúrgicos desde el ingreso, durante la estadía y en la salida. No se permitirá la entrada a quienes tengan barbijos de tela. 

En cuanto a las restricciones, queda prohibido el ingreso al cementerio con bebidas alcohólicas, alimentos, pan, fruta, sombrillas, mesas o sillas, estos serán decomisados o no podrán ingresar, afirmó Fabbri. Del mismo modo, queda restringida la entrada a mascotas y el ingreso a las áreas verdes, iglesia y los mausoleos patrimoniales.

La Alcaldía recomienda que las personas permanezcan en las instalaciones por 45 minutos. En el transcurso de los tres días, se desplegarán 90 funcionarios del Gamlp para controlar el distanciamiento social.

HHM// ncp//