Dos cuadros coloniales robados son repatriados y Morales asegura que continuarán gestiones para recuperar patrimonio

Imagen

Foto oficial junto a Cuadros repatriados (BTV)

La Paz, 09 de abril de 2015 (BTV).- El presidente del Estado Plurinacional, Evo Morales Ayma, participó el jueves en el acto de repatriación de dos cuadros coloniales que fueron robados en 2002 y aseguró que se continuarán las gestiones para recuperar el patrimonio boliviano que fue llevado al extranjero. 

“Nos informan que estos cuadros son de 1700, del tiempo de la colonia que son de la Virgen de Candelaria, también conocida como Virgen de Copacabana y otro cuadro que es la Huida de Egipto y entonces es una obligación de todos los bolivianos investigar, ver donde están los otros cuadros, los bienes y una vez informados haremos las gestiones correspondientes para que nos devuelvan, pero debe ser una cuestión de conciencia de quienes tienen nuestros cuadros para que nos devuelvan. Será una tarea no solo recuperar los recursos naturales sino también los bienes del estado”, manifestó la autoridad.

El lienzo denominado Huida a Egipto data del siglo XVII, mientras que el llamado Virgen de la Candelaria es del siglo XVIII. Ambos son de estilo barroco, con la especialidad de pintura de caballete. La técnica es al óleo y son de autores anónimos.

Estos cuadros fueron robados en 2002 de la iglesia San Martín en Potosí junto a otros 10 que son la Presentación del Niño Jesús al templo, Adoración de los Reyes Magos, Circuncisión del Niño Jesús, Adoración de los pastores, Desposorios de la Virgen y San José, Arcángel San Miguel, Ángel de la Guarda, La Dolorosa, San José en su taller de carpintería y La Sagrada Familia.

Mediante la Policía Internacional (Interpol) se logró que estas obras estén la lista de patrimonios robados de Bolivia y tras una investigación y un proceso judicial, tres personas fueron condenadas, en 2005, a 13 años de cárcel por el robo de los 12 retratos.

Morales, recordó que en tiempos neoliberales no sólo se robaron los recursos naturales de Bolivia, sino también los bienes patrimoniales del Estado que deben ser recuperados.

Por otro lado, explicó que los dos cuadros repatriados serán enviados la próxima semana a la ciudad de Potosí para que estén en exposición en La Casa de la Moneda. Por último entregó el reconocimiento “Vale un Potosí” a Richard Huber, a su esposa Roberta Palmer Huber y a Iván Rebolledo, presidente del directorio de la Cámara de Comercio Boliviana Americana por se gestores en la devolución de los cuadros./CMY